Museo Sandefjord

Situado en Sandefjord, al sur de Noruega, el Hvalfangst Museet, o Sandefjord Museum, afirma ser el único museo de Europa dedicado exclusivamente al estudio y la educación sobre las ballenas y la caza de las ballenas.

Teniendo en cuenta los modelos de ballenas gigantes en exhibición y que los barcos balleneros pueden ser explorados libremente aquí, al menos puede que sea el único dedicado exclusivamente a las ballenas que existe en el mundo.

SSandefjord

El museo fue construido originalmente en 1.917, siendo el primer museo de la ciudad de Sandefjord. La idea de erigir un museo de estas características fue de Lars Christensen, hijo de un propietario de astillero, quien se propuso educar al público del día a día sobre la vida animal y vegetal que vive en la Antártida, además de sobre la historia de la industria ballenera. Desde su fundación, el museo ha ido creciendo y evolucionando constantemente, sin perder nunca de vista su misión de educar a los visitantes sobre los grandes monstruos marinos.

Museo de ballenas

En la actualidad el museo tiene una serie de atracciones únicas que permiten a los visitantes echar un vistazo a la interacción de los humanos con las ballenas y viceversa. Dentro del museo hay exhibiciones que recorren la historia de la industria ballenera, centrándose en la caza de ballenas noruegas en particular, pero que abarca todos los océanos del mundo.

Museo Sandefjord

También hay una parte zoológica del museo que presenta recreaciones de muchos de los animales comunes de las regiones árticas y antárticas. Lo más impresionante es que hay una recreación de tamaño completo de una ballena azul que cuelga del techo de una de las galerías.

Inside The Whaling Museum, Sandefjord

Fuera del edificio principal del museo, en el puerto, también se encuentra el “Southern Actor” (Actor del Sur), un barco ballenero de 1.950 que todavía está en funcionamiento, aunque ya no se usa para la caza de ballenas.

Southern Actor
Barco Southern Actor.

La caza de ballenas como industria puede ser un lamentable y bochornoso acto en nuestra relación con los océanos, pero tiene una historia interesante, no obstante.









Deja tu comentario

Últimas publicaciones